Casi 2000 vecinos solicitaron medidas urgentes al gobierno de la Ciudad para que se resuelva la falta de servicio de agua, interrumpida desde julio.

Ayer, los Legisladores porteños del Frente de Todos (FdT) recorrieron ayer la Villa 31. En la recorrida estuvieron el legislador porteño y presidente de bloque, Claudio Ferreño, junto a los legisladores María Bielli, Javier Andrade, Claudio Morresi y la comunera Sofía González.

En la recorrida, los vecinos manifestaron: «Hay dos empresas que deberían brindar el servicio de agua en camiones cisterna en caso de emergencia: Dasa y Ashira y lo hacen de manera insuficiente».

Luego de la visita, desde el bloque comentaron: «El gobierno porteño no terminó las obras correspondientes y los vecinos se quedaron sin agua. Como todos los años la situación se agrava cuando llega el verano».

Y sumaron: «Los servicios de saneamiento y el acceso al agua potable son un derecho humano, no pueden existir vecinos en la ciudad más rica de país a los que le falte».

Otros lugares que reclaman la falta de agua son Villa Rodrigo Bueno, la 1-11-14 de Flores y la 21-24 en Barracas.